facebook_pixel
Capriche d’Olive, un verdadero freno natural al envejecimiento de la piel.

Tatuajes al sol. Cómo evitar sus daños

Tatuaje Fantasía Opt

Tatuarse está de moda. Atrás queda la mala impresión que causaba la piel tatuada o la directa asociación entre persona tatuada=malote/malota. Famosos de toda índole y población en general, a la que se van sumando los jóvenes y no tan jóvenes, lucen tatuajes en diferentes partes de su cuerpo, mostrándolos con orgullo, defendiendo su belleza.

Sin embargo, ahora que entramos de lleno en los meses de verano, debes saber que si tienes la piel tatuada o acabas de hacerte un tatuaje, no está de más que recuerdes algunos consejos, si quieres que tu tattoo permanezca en buen estado y te dure más, frente a la posible agresión solar.

¿Cómo se hace un nuevo tatuaje?

  • Para tu información, te diremos que, básicamente, un tatuaje es un proceso por el que se inyecta tinta en nuestra piel. No en la capa superficial, la epidermis, sino en la inmediatamente inferior, la dermis. ¿Por qué aquí? Porque esta capa de la piel es más estable y encapsula la tinta introducida, cómo método de defensa natural frente al elemento extraño. De ahí que el dibujo permanezca estable en la piel y no se desparrame.
  • Para realizar los tatuajes, los profesionales se valen de una máquina provista de una aguja que, con un movimiento de arriba-abajo, penetra hasta un mm. debajo de la piel dejando minúsculas gotas de tinta. En un minuto y según la potencia utilizada, la aguja puede realizar entre 50 y 3.000 punciones.
  • Por tanto, la sensación que sentirá nuestro cuerpo al hacerse un tatuaje es la de miles de agujas penetrando en nuestra piel. Es cómo para pensárselo.
  • Como cualquier pinchazo en nuestro cuerpo, corre el riesgo de infectarse. Así que la higiene debe de ser extrema a la hora de realizarnos un tatuaje. Y es importante que esto sea así, tanto por parte del personal que lo realiza, como con los materiales empleados. Una parte es desechable y por tanto cuando se utilice con el cliente aparecerá en sobres esterilizados para que se abran delante de él/ella. Por su parte, los materiales reutilizables como la barra de la aguja o el tubo que transporta la tinta, habrán sido esterilizados de manera previa a este proceso.

Los tatuajes más demandados

A la hora de hacerse un tatuaje en el cuerpo las posibilidades son amplísimas. Pero los que más triunfan son los siguientes: dibujos tribales, maorí, las mandalas, flechas, el sol, la luna, rosas de colores y negras, ángeles, corazones, pájaros (sobre todo en mujeres), símbolos como el ying-yang, otros de tipo religioso como cruces y rosarios; notas musicales y plumas.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que no todos evolucionan o permanecen igual. Por ejemplo, los tatuajes más grandes y vistosos con muchos colores y por ello más llamativos, requieren de más cuidados, si queremos que la belleza de los colores se mantenga con vida.  En caso de decoloración,  necesitarán un repaso de tinta. Incluso, está demostrado, aunque no se sabe la causa, que el color rojo es uno de los que más alergias provoca en la piel.

También, el paso de los años o los cambios de peso del cuerpo pueden afectar a la apariencia de de los tatuajes. Como la piel es un órgano vivo y muestra signos de envejecimiento como pérdida de firmeza y elasticidad, esto provocará también cambios en la zona tatuada.

Cuando ya nos hemos aburrido de nuestro tattoo, no nos gusta o sencillamente ya no opinamos o sentimos igual sobre su belleza, una información importante que hay que saber es que quitar el tatuaje es otra cuestión delicada. Por ejemplo, los tatuajes realizados con tinta negra o en tonos azules resultan más fáciles de eliminar que los que contienen muchos colores.

La forma más habitual para eliminar el tatuaje es con láser, un proceso que requerirá de más o menos sesiones en función del dibujo y colores empleados.

Cuidar un tatuaje recién hecho

  • Una vez que ya nos hemos decidido por un tipo u otro de tatuaje, toca ver los cuidados que requiere. Algo que habrá que extremar en verano, por el efecto de la radiación solar, el agua de la piscina o del mar, y la arena sobre el tattoo. Por eso es lo recomendable sería tatuarse el cuerpo en otoño o en invierno, cuando estos factores no le afectan.
  • El primer consejo importante que hay que saber con los tatuajes recién hechos, independientemente de la época en la que se realicen, es que se trata de una zona con pequeñas heridas y por tanto hay que mantenerla limpia con un antiséptico, para evitar infecciones.
  • Además, debe estar tapado durante al menos las 24 horas siguientes para evitar roces y posibles complicaciones.
  • En caso de infección, acude a un médico, porque es posible que haya que recetar un tratamiento con antibiótico local.

Cuánto tiempo tiene que pasar para poner un tatuaje al sol

  • Al tatuaje recién hecho no debe darle el sol durante los dos primeros meses. El tatuaje no deja de ser un conjunto de punciones sobre tu piel, cargadas de tinta. Si quieres que la tinta se estabilice en la dermis, debes evitar los rayos solares sobre la zona tatuada. Es necesario que la herida cicatrice y entonces ya podrás aplicarte una crema solar para protegerlo. Así que la combinación de tatuajes y playa no es una buena recomendación.

Cómo cubrir un tatuaje recién hecho al sol

  • En caso de tomar el sol con un tatuaje recién hecho cúbrelo con un apósito o gasa de algodón, para que respire.
  • Recuerda que no deja de ser una herida que tiene que cicatrizar, por tanto no se te ocurra cubrirlo con film plástico, como puedes ver a veces. Es un gran error. Lo herida no seca y se produce un caldo de cultivo estupendo para microbios y bacterias.

Cómo cuidar un tatuaje recién hecho en verano

En verano, deberás extremar las precauciones a la hora de cuidar el tattoo:

  • Un consejo importante es evitar el agua del mar o la piscina. Debemos esperar dos meses para bañarnos en el agua de mar o de la piscina, especialmente si es agua caliente. Tenemos que dar tiempo a que la herida cicatrice, por lo que los baños no son recomendables, y más aún si son prolongados.
  • Aleja también los tatuajes recién hechos del calor, el sudor, la arena y el polvo. Como cualquier herida, estos elementos no ayudan a que se cure y pueden provocar posibles problemas como una infección.
  • Si puedes, procura que no te piquen insectos, medusas y otros bichos tan propios de los meses de verano, en el tatuaje, porque producen una inflamación de la zona tatuada que no ayuda a que cicatrice.
  • En caso de que te haya picado algún bicho justo en el tattoo, permanece atenta al aviso de no rascarte, porque se puede infectar o alterar el tatuaje.

Cómo proteger el tatuaje del sol

Una vez transcurridos dos meses tras la realización del tatuaje o incluso más, tampoco debes olvidar esta información importante para mantenerlo con toda su belleza:

  • Cuando nos bronceamos, nuestra piel se torna más oscura debido a la melanina y esto afecta al tatuaje, a su color. Los rayos solares dañan la piel pero también la tinta del tatuaje. El sistema de autodefensa de la piel se activa al sol, al reconocer los rayos UVA como dañinos. De tal forma que tratará de deshacer las partículas de tinta más pequeñas que se encuentran en nuestra dermis y también romper las grandes. Lo que significa que el bronceado acelera la descomposición de la tinta y, por tanto, el color pierde vida, se ve deslavado.
  • Para evitar estos daños en nuestro tattoo hay que extremar la protección a la hora de tomar el sol con cremas de pantalla solar total, de índice 50. De la misma manera que cuidas tu piel para evitar daños como el fotoenvejecimiento o envejecimiento prematuro de la piel causado por el sol, debes también extremar el cuidado del tatuaje si quieres alargar su vida.
  • Aún con todo, y es un aviso, la exposición muy frecuente y continuada al sol, aunque lleves protección, acaba deteriorando el tatuaje. Así, deberías optar por reducir las horas de baño solar,
  • Si vas a tomar el sol en la playa o en la piscina, lo recomendables es que repitas la aplicación de la crema solar cada dos horas, también sobre los tatuajes.
  • Después del baño en el agua del mar o de la piscina, vuelve a extender crema solar por el cuerpo y en especial sobre los tatuajes. Y no descuides tampoco la aplicación del protector en las horas centrales del día, cuando hace más calor, entre las 12 y las 16 horas.
  • Si los tatuajes se encuentra en zonas expuestas al sol, hombros, brazos, mano, cuello, tobillos, etc., debes aplicarte crema solar sobre ellos a primera hora, durante todos los días del año.
  • El sol es un gran blanqueador, así que si quieres que el dibujo y la tinta se mantenga viva sin problemas durante el mayor número de meses, usa de forma continuada un crema solar para tatuajes de índice 50, cada día.
  • Esos tatuajes deslavados y apagados que vemos a veces en muchas personas se deben a una falta de cuidado diario y no hay forma de recuperarlos, más que volviendo a pasar por el tatuador, así que esmérate!

Cuidar los tatuajes después del sol

  • Después de un día de exposición a los rayos solares  y tras una buena ducha, aplícate una crema regenerante e hidratante, un verdadero tratamiento que ayude a la piel tatuada y no tatuada a mantener su elasticidad y firmeza. Una piel en buen estado también contribuirá a prolongar en óptimas condiciones tu tatuaje y su color durante más tiempo.
  • Las cremas con aceite de oliva, ácido hialurónico y células madre vegetales pueden contribuir a ese tratamiento regenerador que tu piel necesita. El aceite de oliva es un antioxidante natural que restaura la función fotoprotectora y, además, resulta refrescante, justo lo que necesitas después de tomar el sol durante horas y pasar calor.
  • Por su parte, el ácido hialurónico restaura la flexibilidad de la piel y las células madre vegetales aumentan la síntesis de colágeno, mejorando la recuperación elástica de la epidermis.

Así que ya sabes, disfruta a tope de todos los días del verano, pero sin olvidar esta información y consejos para que te sirvan de aviso de cómo mantener en buen estado tu tatuaje.

 

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza fragmentos de código para que usted tenga mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de estos archivos y la aceptación de nuestra política, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies